lunes, 9 de mayo de 2011

Mario Caira: “Resigné pantalla, exposición y plata pero estoy vivo, sano y voy a volver”

FICHA

“Caira quien Caira”

FM 92.3 La Radio.

Lunes a viernes de 16 a 18.

Conducción: Mario Caira.


“Estamos en la sexta temporada, 1.500 ediciones. Siempre con el formato magazine, nos hicimos fuertes con nuestros sitios web http://www.mariocaira.com/ y http://www.cairaquiencaira.blogspot.com/ y pudimos darnos gustos como los viajes. Ya transmitimos el programa desde Las Vegas y Orlando y en junio vamos a hacerlo desde Nueva York”.



A veces la vida obliga a tomar decisiones drásticas que afectan el desarrollo profesional. El caso de Mario Caira es un buen ejemplo. Él tenía una ascendente carrera en la televisión con un alto grado de exposición pero las presiones del medio le pasaron factura y lo pagó con el físico. Ya recuperado, en vez de volver con todo decidió bajar el perfil y refugiarse en los amores que nunca lo abandonaron: su familia y la radio. Para volver a la pantalla siempre hay tiempo y no faltará mucho para eso. Por ahora disfruta feliz de “Caira quien Caira” su bunker en la FM 92.3. “La Radio tiene una linda programación –comenta-. Con Nora Brioso, Virginia Hanglin, Marcela Feudale, Fernando Menéndez, Leonardo Greco, el pastor Osvaldo Carnival, Horacio Salatino y Noemí Cazanave. Toda gente linda y buenos profesionales”.
-Con todo, es una emisora de perfil bajo.
-Puede ser. Pero siempre te digo que es el lugar donde más tranquilo trabajé en 22 años de profesión. No corro ni contra la locura del rating ni contra el vedettismo, porque mis compañeros y yo no estamos en esa. No hay figuritas ni estrellas que se pelean por el mejor cachet o la foto más grande en el afiche. Esta radio privilegia conductores familiares y tranquilos. Ni divos ni divas.
-Eso vale para vos.
-Sí. Opté por la paz, aunque resigne exposición y dinero. Prefiero la tranquilidad, la continuidad y el respeto por parte de la empresa que me contrata.

-¿Estás en coproducción?
-Sí, pero igual tengo que responder a la radio, que pone la frecuencia al servicio del programa. Nos llevamos bien.
-La radio sigue en manos de los pastores.
-De Catedral de la Fe, la iglesia que preside Osvaldo Carnaval. Si te fijás en la grilla, los conductores somos todos cristianos pero ninguno forma parte de su congregación. Nunca fue una condición para trabajar ahí.
-¿Qué les pide?
-No faltar a la verdad, hacer un periodismo ameno en cuanto al trato con la gente y serio y responsable en el manejo de la información. Nada más. No nos bajan línea.
-¿A la tele la pusiste en el congelador?
-Desde principios de 2009, por cuestiones de salud. Tuve una hernia cervical que me dejó con un cuello ortopédico y un brazo inmovilizado. Como había dado mi palabra, conduje casi hemipléjico durante enero de ese año. Pero gracias al doctor Furman, que nos cura a todos los de la tele, salí adelante. Y mi familia me bancó siempre las decisiones, aunque tuvo que resignar cosas.
-¿Cuál fue el detonante?
-Un brote de estrés muy grande, me asusté mucho. A algunos les pega en el corazón, a otros en la cabeza como a Gustavo Cerati. A mí me da en las articulaciones. Creí verlo por el lado de la tele y no me equivoqué. Resigné pantalla, exposición y plata pero estoy vivo y sano. Tengo ganas de volver, pero no a hacer cualquier cosa ni a a enfermarme. Por suerte la radio siempre fue mi refugio. Igual que cuando terminé en Canal 13 y en Canal 7. Por eso nunca la dejé, es una compañera fiel que siempre estuvo siempre. No le fallo. Por suerte estoy recuperado, hasta corro maratones. Me cuido como un viejito de 43 años. No tomo medicación ni tuve recaídas.
-Ya habías tenido un episodio similar.
-Sí, pero lumbar, no cervical. Fue el día que se mató Rodrigo y yo estaba al frente de Telepasillo. El día del programa especial lo conduje con Guillermo Andino y lloraba en cámara no sólo por la emoción sino por el dolor. No podía ni sentarme.
-Poco después te vas del 13.
-Yo era una de las caras nuevas que aparecían en esa pantalla. Llegó el “Clan Suar”, nuevo presidente, nuevos ministros y volamos todas las figuritas jóvenes que tenía el canal en ese momento. Fijate que nunca volvieron ni Marley, Manuel Wirtz, Pancho Ibáñez, Julián Weich ni Guillermo Andino. Y si eso les pasó a ellos imaginate a mí.
-¿Volviste a hablar con Adrián Suar o Pablo Codevila, que siguen al frente del 13?
-Con Adrián cruzo saludos afectuosos, igual que con Coco Fernández. Pablo nunca me tuvo registrado. Saben quién soy, lo que sé hacer y que estoy dispuesto a afrontar desafíos. Si no me convocan es porque no es el momento o no doy el perfil que buscan para el canal. Todo bien, respeto.


Gustavo Masutti Llach

Revista Ahora - Diario Crónica
Buenos Aires - Argentina
8 de mayo de 2011
Fotos: Martín Dubovich



lunes 21 de septiembre de 2009
Mario Caira: “Volveré y seré millones, como decía Evita”


domingo 30 de junio de 2002
Mario Caira: "En la Argentina no rinde nada"